Redimensionar texto

-A A +A
21.12.2012 - 14:42

Hay que educar el balero

Mesa con autoridades Foto: Pablo Khalil
Foto Pablo Khalil
Presentación de proyectos que se llevan adelante en el PIT Foto: Pablo Khalil
Salas de estudio del instituto Foto: Pablo Khalil
Sala de computación del instituto Foto: Pablo Khalil
El presidente Mujica recibió pedido de fotos y autógrafos Foto: Pablo Khalil
El presidente durate su alocución Foto: Pablo Khalil
El presidente, junto al ministro de industria Foto: Pablo Khalil
El local de PTI reciclado Foto: Pablo Khalil
Fue inaugurado un Centro de Capacitación técnica en el Parque Tecnológico Industrial del Cerro (PTIC)

Esta mañana tuvo lugar inauguración del Centro de Capacitación del PTIC, ubicado en Haití 1500. Se trata de un proyecto que tiene como principal objetivo impulsar la formación técnica de los trabajadores, empresarios y vecinos de la zona.
La nueva institución forma parte de una iniciativa conjunta entre la Intendencia de Montevideo (IM) y la Universidad Tecnológica del Uruguay, en la que está incluida la realización de un Centro de Investigación Tecnológica, con cinco salas para talleres de investigación, y un Centro Cultural, que contó con donaciones de libros de la Biblioteca Nacional. Ambos centros se encuentran en plena construcción. También se están construyendo un hotel para estudiantes del interior y un comedor para los trabajadores.
El objetivo de estos proyectos es lograr una formación integral de los estudiantes, que esté acompañada de la generación del conocimiento necesario para avanzar en los procesos productivos.
El acto inaugural contó con la presencia del presidente de la República, José Mujica; el ministro de Industria, Energía y Minería, Roberto Kreimerman; el director de Desarrollo Económico e Integración Regional de la IM, Luis Polakof; el presidente del CODICEN, Wilson Netto y el alcalde del municipio A Gabriel Otero.
El primero en hacer uso de la palabra fue Luis Polakof, quien transmitió el saludo de la intendenta Ana Olivera, que no pudo participar del acto, e hizo referencia al lema que acompaña el centro “Cultura de trabajo al servicio de todos”  y expresó que “cuando Montevideo es la capital iberoamericana de la cultura, la cultura del trabajo es una cosa que nos debe distinguir a todos los uruguayos para lograr un país para todos”.
Por su parte, Kreimerman planteó que el país ha venido creciendo en los últimos diez años, que se ha trabajado en pos de un crecimiento con inclusión social, pero que el país está inmerso en una coyuntura internacional adversa. En ese marco expresó que deben cuidarse a futuro tres elementos: la inversión en infraestructura, que habilite el crecimiento sin aumento de costos; la inversión en capacidades manufactureras industriales; y por último la inversión en educación y tecnología, que debe acompañar el desarrollo de la producción. Destacó la importancia de “ver a la educación como un aprendizaje para la libertad, porque abre los horizontes de cada persona, permite decidir con mayor libertad” y es una vía para la inclusión social.
El presidente del CODICEN, hizo referencia a la importancia del compromiso que asumieron quienes trabajaron en el proyecto. Dijo que si bien la educación es un problema de todos, este proyecto “es una muestra de un modelo integrador que permitió revertir situaciones adversas” y da cuenta de que “hay gente que además de preocuparse está dispuesta a ocuparse de la educación”. Según Netto, el objetivo es que Uruguay tenga una sola educación para todos y no existan diferencias entre la educación que reciben los gerentes y la que reciben los trabajadores. Finalmente, agradeció la labor del alcalde y expresó que existen importantes desafíos por delante en la zona.
El cierre estuvo a cargo del presidente, quien felicitó al barrio y expresó que se trata de “un esfuerzo que el Cerro merece, por su historia, lo que ha sido y será”. Dijo que “es imposible apuntar a un país productivo, que vaya elevando escalón a escalón el nivel de vida de su gente si no califica a esa gente”, en ese sentido apuntó que la capacitación tecnológica es un gran déficit que tiene el país. “Todo depende de nosotros mismos, pero depende, si las madres en primer término le hacen entender a los gurises que no hay que perder tiempo y que hay que educar el balero”, dijo Mujica.

Luego de las intervenciones, las autoridades realizaron una recorrida por las instalaciones acompañados por decenas de trabajadores y trabajadoras, cooperativistas, figuras del ámbito local, representantes del movimiento sindical, vecinos y vecinas de la zona que se arrojaron a las instalaciones para acompañar el acto.
Actualmente son 387 los inscriptos para comenzar los cursos en el Centro, que incluyen entre otros cocina, electricidad industrial, construcción, inglés y autocad.

Jandira Dávila

AddToAny

Compartir